El Océano entre los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Gracias a los Gobiernos de Suecia y Fiji y a la Comisión Océano Mundial por la oportunidad de contribuir en este debate.

Trabajo con pescadores artesanales desde hace más de 25 años. Existen en el mundo más de 200 millones de pescadores artesanales que proporcionan alimento de calidad a más de la mitad de la población mundial.

El Objetivo 14 es lo que los pescadores artesanales han perseguido desde siempre: conservar los recursos del mar para nuestros hijos, y los hijos de nuestros hijos.

Hemos examinado las metas propuestas por el Grupo de Trabajo Abierto. Si bien algunas formulaciones y enfoques podrían mejorarse, entendemos que se trata del consenso alcanzado, y queremos manifestar nuestro apoyo y nuestro compromiso para trabajar en este marco. En este contexto, confiamos en que la Asamblea General adopte el Objetivo 14 con sus metas, y nos alegramos particularmente que el borrador recoja como uno de los medios de implementación, el 14 b, la necesidad de  “garantizar a los pescadores artesanales a pequeña escala el acceso a los recursos marinos y a los mercados.” Esto es clave para la dignidad de los pescadores pero también para la sostenibilidad de sus actividades.

La pesca artesanal se encuentra en la encrucijada del desarrollo sostenible. Aporta equilibrio económico, social y ambiental. Sin embargo, en el contexto actual, es víctima de la privatización de los recursos pesqueros y del deterioro de los ecosistemas marinos.

Desde la Fundación Lonxanet y desde el Colectivo Internacional en Apoyo a la Pesca Artesanal (ICSF), con actividades en Europa, Asia, América Latina y África, estamos implementando y promoviendo un modelo de reservas marinas en cuya gestión participan los pescadores artesanales, las administraciones públicas y la comunidad científica, en estrecha colaboración. Es esencial aprovechar el conocimiento, y volver a dar un papel activo, protagonista y responsable al pescador artesanal en la conservación de los recursos.

La conservación de los recursos no puede hacerse a espaldas de los pescadores artesanales como ya se reconoció en los párrafos 52 y 175 de la Declaración de Río+20, El Futuro que Queremos.

Estoy aquí esta semana porque he sido invitado para hablar mañana por la mañana en el Dialogo Interactivo de la Negociación Intergubernamental, para manifestar el apoyo de mi organización al Objetivo 14 sobre Océanos y a las metas propuestas por el Grupo de Trabajo Abierto. Compartiré asimismo nuestras ideas sobre indicadores. Hemos sintetizado estas ideas en un pequeño informe de dos páginas que podéis consultar en nuestra página de Internet. También tengo copias en papel para quien le interese.

Que no quepa duda de que los pescadores artesanales pueden y deben tener un papel importante en la recogida de datos que sirvan al seguimiento del progreso en el Objetivo 14 y sus metas.

Para el cumplimiento de estas metas, los Estados tienen un nuevo desafío: acercarse a la sociedad civil e incorporarla en la gestión de los bienes comunes.

Muchas Gracias.

Antonio García Allut, presidente de Fundación Lonxanet para la Pesca Sostenible y vocal marino del Comité español de la UICN, el 24 de marzo de 2015 en la Conference Room 12 de Naciones Unidas, Nueva York.

Anuncios

Acerca de fundacionlonxanet

"Un mar y un mundo sostenibles todavía son posibles si trabajamos muy estrechamente con los pescadores artesanales en aras de su sostenibilidad social, económica y ambiental"
Esta entrada fue publicada en Gobernanza, Lonxanet, ONU, Río+20, Sostenibilidad. Guarda el enlace permanente.